Colombia …No se puede construir la PAZ sin garantías

La algarabía de la paz y sus detractores.

Los negocios redondos de quienes se benefician de la guerra olvidada colombiana subyace en todo el NarcoEstadoParamilitar colombiano que ha despojado de tierras y bienes a campesin@s y a quienes defienden el derecho a la vida, millones de dólares en pertrechos de guerra y la dinámica fortaleza de transnacionales con ejércitos privados que desplazan, saquean, privatizan, mas de ocho millones de VÍCTIMAS NO COMBATIENTES reconocidas oficialmente en el RUV sin reparación, restitución, ni justicia negocio multilateral

Es muy dramática y preocupante la situación: más 200 muertos en lo que va corrido del año, con un total manto de impunidad. Un nuevo genocidio está en marcha contra líderes sociales y campesinos.
Esta misma semana, ocurrió lo siguiente:  
– Atentado contra Argemiro Lara de FENSUAGRO en Sincelejo.
– Asesinato de Erley Monroy dirigente ASCAL-G en  San Vicente Del Caguan, Caquetá.
– Atentado contra Danilo Bolaños, líder de ASTRACAN en Nariño, cuando se disponía a participar en un Cabildo por la Paz.
– Asesinato de Didier Losada Barreto, dirigente campesino en San Juan del Losada, área de San Vicente del Caguán.
-Atentado contra Víctor Hugo Cuéllar en San Vicente del Caguán, Caquetá.
– Acaban de asesinar a Rodrigo Cabrera, hermano del líder de víctimas de Policarpa, Nariño.
Es tan grave la situación que en las últimas 48 horas se han presentado 3 muertes y 2 atentados.
es de conocimiento público que quienes están detrás de estos asesinatos selectivos y de carácter político, son los mismos que han cosechado  dinero,  poder y privilegios, gracias a la guerra fratricida que por más de 52 años ha desangrado al país; son los mismos para quienes, no hay, ni habrá acuerdo de paz alguno que les satisfaga, por bueno que este sea, porque lo que quieren es que la guerra continúe, para seguir acrecentando más privilegios y poder.  

 nadie se explica por qué, si hay determinación de acabar con la guerra sucia no se toman las decisiones que efectivamente desarticulen el paramilitarismo.
No es admisible, que tomando nombres como “Los Úsuga” o las “Águilas Negras”, se mantenga una cortina de humo para ocultar la responsabilidad de determinadores agazapados en el Bloque de Poder Dominante.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s